“El periódico ha de estar siempre como los correos antiguos, con el caballo enjaezado, la fusta en la mano y la espuela en el tacón.  Debe desobedecer los apetitos del bien personal y atender imparcialmente al bien público”.
José Martí
 

Nueva orden religiosa en Cuba

Tomado de Revista Ecclesia

Una comunidad de cuatro misioneros agustinos recoletos llegó a Antilla el pasado sábado y ya ha comenzado su labor pastoral en la diócesis de Holguín

La Orden de Agustinos Recoletos ha aumentado a 20 países su presencia en el mundo. Desde el 17 de febrero, los agustinos recoletos también están presentes en Cuba. Cuatro frailes agustinos recoletos que conforman la misión que la Orden ha decidido llevar a cabo en Antilla. Aquí llevarán a cabo su labor en la diócesis de Holguín.

Tras varias semanas de preparación y una vez obtenidos los trámites necesarios, la primera comunidad de agustinos recoletos en Cuba llegó al país procedente de Panamá. En el aeropuerto panameño, decenas de personas –jóvenes agustinos recoletos, en su mayoría- despidieron a los cuatro misioneros.

A su llegada fueron recibidos por el obispo de Holguín, Mons. Emilio Aranguren. En esta diócesis realizará su ministerio la nueva misión de Cuba. Por ello, Mons. Aranguren comunicó las necesidades de su diócesis y les convidó a trabajar. El mismo domingo celebraron ya eucaristía en Antilla, Tacajó y Báguanos, que serán atendidas por los frailes agustinos recoletos, las zonas pastorales atendidas por los agustinos recoletos.

De esta forma, la Orden de Agustinos Recoletos, siguiendo su carisma misionero, llega a una zona –Antilla- en la que realizarán una labor pastoral en un contexto de pobreza y muchas limitaciones. En el país más de la mitad de los habitantes están bautizados, pero apenas el tres por ciento son practicantes.

Los frailes Jairo Gordillo, Joel Naranja, Ismael Xuruc y Noé Servín conforman la primera comunidad de agustinos recoletos en Cuba. Los cuatro forman una comunidad internacional e interprovincial, ya que provienen de diferentes nacionalidades y provincias de la Orden.

En agosto, el Prior General de la Orden de Agustinos Recoletos, Miguel Miró, mandó una carta en la que pedía voluntarios para emprender la primera misión de agustinos recoletos en Cuba, según las directrices que marcó el Capítulo General de los Agustinos Recoletos celebrado en 2016. Se ofrecieron una veintena de religiosos de los cuales eligió a cuatro. De ellos, Miró destacó “su disponibilidad y su testimonio”.

El Prior General, de quien dependerá directamente esta misión, se reunió con ellos las semanas previas a su partida en Panamá. Miguel Miró les pidió que prioricen la oración y la vida comunitaria –propias de la recolección agustiniana– y actúen en consonancia con el programa pastoral de la diócesis de Holguín.

 

¿Te gusta este artículo? Ayúdanos a mantener Cartas desde Cuba y seguir llevándote estos contenidos. Conocer más en: https://www.kukumiku.com/proyectos/cartas-desde-cuba/

 
 

5 thoughts on “Nueva orden religiosa en Cuba

  1. Pienso que harán un buen trabajo pastoral si cuentan con fondos para montar su iglesia y cubrir sus gastos.

  2. No acabo de ver la importancia de la noticia. O tal vez de lo que se trata es de luchar contra el sanbenito de que en Cuba se persigue la religión.

    Cualquiera medianamente enterado sabe que al inicio de la revolución, se persiguió ferozmente e injustamente a la religión, pero esos tiempos han pasado.

    No hay discriminación. La gente religiosa en Cuba sufre de las mismas carencias de derechos que el resto de los ciudadanos.

    Pero en el pasado si que fue distinto. Conozco a una persona que se metió de seminarista y salió cuando se le subieron las hormonas. Recién salido con solo 16 años lo metieron en la UMAP. Cuando salió de la UMAP se acababa de suicidar su padre que no resistió el acoso por ser de familia religiosa. Básicamente le hundieron la vida —a su padre y a él—. Ahora vive en Canadá.

  3. Me imagino que pronto comenzarán la “recoleta”del diezmo para así competir con los recoletos del cdr y las mtt

  4. Hola Pancracio, el diezmo no lo cobraba la Iglesia sino los señores feudales. La Iglesia nació varios siglos antes de que existiese el diezmo y sigue sobreviviendo después del diezmo.

    Por cierto, eso de pagar con la décima parte de la cosecha no era nada comparando con los impuestos que se pagan ahora. Bien pensado, era un buen servicio teniendo en cuenta que los señores feudales tenían que mantener los puentes y caminos, además de darle refugio a los vasallos en el castillo cuando atacaban los enemigos.

  5. Bien por ellos. Aunque la verdad es que, mirando la expresión mostrada en éstas y otras fotos de colectivos de estos sacerdotes, me viene a le mente aquel chiste de la hiena y su risa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *