“El periódico ha de estar siempre como los correos antiguos, con el caballo enjaezado, la fusta en la mano y la espuela en el tacón.  Debe desobedecer los apetitos del bien personal y atender imparcialmente al bien público”.
José Martí
 

Los matarifes de la cirugía estética cubana

dsc_3164-1

Fotos: Alejandro Trujillo

Tomado de El Toque

Talía dice que la operaron clandestinamente en un hospital del Cerro a cambio de 320 CUC. Dice que le picaron el pecho para colocarle los dos moldes de silicona sin entubarla siquiera. La abrieron, manipularon y cosieron sin anestesia general. Sintió dolor, mucho; sobre todo durante las últimas suturas, ya había pasado el efecto del adormecimiento local y no había otra opción que aguantar las puntadas a sangre fría. Y eso hizo.

Cuando Talía habla pareciera que intenta ocultar un vozarrón, el cual amenaza con salir, o algún que otro ademán de macho. Aún en su cuerpo quedan rastros de lo que fue: la espalda ancha, los hombros abiertos, un cuello grueso. A pesar de esos rasgos, Talía prefiere pintar sus uñas plásticas de rojo y llenarlas de adornos a relieve. Tiene el pelo oscuro a media espalda, las cejas y los labios levemente delineados y sobre todo, lo que más presume: unos senos grandes y engomados por los que arriesgó todo. Talía es también Maykel Carmona. Uno de los tantos travestis que han optado por las operaciones ilegales para obtener unos senos.

“Me operé hace casi dos años en un hospital de aquí de La Habana. Yo había pagado 850 CUC por mis implantes a un muchacho que los trae de afuera y le llevé la silicona al doctor. Él solo ponía la mano de obra.

lead1_1

Fotos: Alejandro Trujillo

_ ¿Eso cuestan regularmente los moldes?

_ Depende de la calidad y el tamaño. Se pueden conseguir un poco más baratos pero los quería grandes. Si iba a tener tetas tenían que impresionar. Estas son una 4,25. Imagínate que el doctor pasó casi cuatro horas conmigo en la cirugía intentando acomodarme estos implantes. Eran superiores a mi cavidad, me explicó después.

_ ¿Cómo soportaste esa cirugía solo con anestesia local?

_ El médico me dijo desde el principio a lo que me enfrentaba. No podía entubarme porque esas operaciones son a escondidas y tenía que olvidarme de anestesia general o de estar en un salón de cirugía real. A mí me operaron en un cuartico de un cuerpo de guardia sin condiciones de esterilidad, sintiendo tremendo dolor, y con el riesgo de que si llegaba alguien me dejaban a media, pero yo quise exponerme. Era la única manera de obtener lo que deseaba.

“Las operaciones legales a los transexuales se hacen a través del Cenesex y son muy escasas. Entiendo que es costoso y que no pueden hacerle la cirugía gratis a todo el que quiera. Se le llenarían las consultas de pájaros… Por eso mismo pienso que es mejor que cobren. Y ese dinero que le pagamos a doctores por la izquierda lo entregamos al hospital y tenemos una cirugía menos riesgosa. Todo el mundo gana”.

De la noche que la operaron Talía recuerda cada sensación. Siempre estuvo consiente: cuando picaron, cuando comenzó a sangrarle el torso, cuando la cosieron. También recuerda que después de cuatro horas de cirugía se desmayó al intentar levantarse. Aun así el doctor no le dio tiempo de recuperación. Tenía que irse cuanto antes.

“Salí retorcida del dolor y sin fuerzas para caminar pero el médico me dijo que no podía estar ni un segundo más allí. Si lo cogían explotaba. Bueno… al final explotó: una conocida mía, a quien él le puso las tetas, lo echó pa´ lante después para no pagarle. Ahora mismo está preso. Pero La Habana está llena de travestis con implantes y él no se los puso a todas”.

dsc_3160_1-1

Fotos: Alejandro Trujillo

_¿No te frenaron los riesgos de una operación en esas condiciones?

_ Sabía a lo que iba. Conozco a otras transexuales que cogieron bacterias o estafilococos al picarles la piel en lugares no estériles. Y aun así  me enfrenté al peligro. Y no solo es delicado para nosotras. Los médicos que se atrevan a esto saben que están operando a muchos trans seropositivos, y por tanto llenando de sangre con VHI lugares que no están diseñados para cirugías.

A pesar de su traumática experiencia anterior, Talía insiste en operarse de nuevo. Esta vez, por unas nalgas voluminosas. Con 13 años se travistió por primera vez y desde entonces se ha pensado como mujer. Hoy está dispuesta a todo para verse como tal, aunque tenga que ir armando su cuerpo por pedazos, mientras arriesga su vida.

Hoy Talía tiene 34 años, es prostituta, seropositiva, vive saltando de un alquiler a otro con una pareja que la maltrata; pero dice ser feliz con sus senos grandes y engomados.

 
 

22 thoughts on “Los matarifes de la cirugía estética cubana

  1. Esa situación no es privativa de Cuba, la he vistos a diario en los noticieros de otros países de América Latina.Dondequiera existen profesionales sin escrúpulos, que hacen cualquier cosa ( hasta poner en riesgo la vida muchos y su propia libertad) por un poco de dinero.La situación no justifica eso.

  2. !Que horror!.Toda esta apologia gay es una tremenda locura.SIDA,conceptos de familia que se tuerzen, ninos a los que les hacen ver normal lo que nunca fue normal….y la cosa continua y continua.Podrian decirme que todo se debe a una ” revolucion mundial”, pero en Cuba nos estamos llendo de mas.Por un lado lo politizan los que tratan de demonizar al pais, del otro lado de un dia para otro le dan la prioridad maxima para la complaciencia de ese grupo que puja y puja aprovechando la ocasion, Nunca permitimos ni sociedades de blancos, negros o mulatos, eramos iguales, sin embargo hoy tienen ellos su propia distincion,distincion que cambia todos los conceptos simplemente porque ellos no estan de acuerdo con la vida y el sexo que Dios les dio.

  3. La última oración resume el texto. Una persona con un perfil sicológico bastante accidentado. Ojalá y un día todo el que lo desee y tenga el dinero (porque cirugía estética no es para que salga gratis) pueda hacerse lo que quiera.

    Mientras, ya saben cuáles son los riesgos que corren y todo queda bajo su responsabilidad.

  4. En muchos países hay clínicas clandestinas donde las personas se exponen a correr riesgos para pagar menos y a algunas les cuesta la vida, en algunos casos no son ni médicos los que operan.
    Yo pregunto:
    En el Cira García un cubano que tenga el dinero no puede pagarse su cirugía estética?
    Debería ser posible, en el extranjero ese tipo de operación no lo cubre el seguro y hay que pagarla anticipada, no veo por qué no se pueda hacer así en Cuba cuando el motivo de la cirugía es por un asunto de satisfacción personal y no médico.

  5. Para nada me gusto el articulo, una vez mas se intenta poner a Cuba como el antro del mal… triste la historia de esta persona, ojala reciba ayuda psicológica cuanto antes, yo no estoy en desacuerdo con que la gente aproveche esta moda mundial del cambio de partes del cuerpo por otras supuesta mente mas bonitas, según los cánones de belleza del momento que les toco vivir, pero si estoy en contra de que personas con problemas de auto estima se les cambie para siempre sin antes recibir un correcto tratamiento psicológico…Lo próximo que sera ver bien que los pedo filos violen a una niñita de vez en cuando?
    Saludos

  6. Michel, me consta que este asunto es mucho más común de lo que me gustaría, averigua como se utilizan algunos salones de cirugía de algunos hospitales. Puedo contarte toda la historia, cuanto cobran, como se entran las prótesis, no son solo transexuales también los hacen cientos de mujeres etc. Lo publiqué porque creo que el Minsap debe tomar cartas en el asunto de una vez. Un abrazo.

  7. En todos lados se ven esaa cosas:” clinica s privadas” sin control, “especialistas” que nunca estudiaron nada,como ese Doctor Cemento en Florida que inyectaba cemento a las mujeres para crecerle las nalgas a las mujeres.Pero que empiezen a pasar esas cosas en Cuba es decepcionante.Sin tapujos casos asi hay que castigarlos y publicarlos para que se tome conciencia y eliminarlos.Soy partidario de la cirigia plastica gratis en casos necesarios, pero por simple cultura de ser lindo o diferente, que se page y bien.

  8. Fernado: mejor no pregunto, por miedo al conejo que saldrá de ese sombrero y sobre todo porque de alguna forma seria cómplice de eso, no entiendo como profesionales con carreras hacen cosas como estas en nuestro país, donde a estos temas no se les deja pasar una, triste futuro el que están fijando para sus familias, ya que si los cogen el primer rebote lo van a dar a la cárcel y menos mal que no han aplicado anestesia general, porque si no fuera mucho peor el tema, ya que necesitaran de más personal especializado y equipos del estado…cont

  9. Sobre lo de publicar datos que puedan ayudar a identificar a algunas de esas personas, recuerda que solo atacaras la enfermedad y no a la causa, algo así es lo que hace muchas veces el estado y ya todos sabemos que estas cosas no solucionan permanentemente esos males sociales, ya que luego vienen otros peores que los anteriores, cosa lógica porque vienen con muchas más necesidades que los que quitaron antes.
    Saludos

  10. Primeramente es penoso que ya sean los travestis o las propias mujeres que quieran hacerse este tipo de cirugías puedan hacerlo de una manera legal y segura para ellas, y fíjense que aquí hablo de ambas.
    De hecho tengo conocimiento que se viene haciendo de añosssss, de caras, arrugas, ojos que a una vecina mía le quedo uno medio gacho, de todo, y siempre por la izquierda, desgraciadamente encuentran un médico necesitado, que sobran por cierto, y que corren riesgos de todo tipo al ceder a la tentación.
    No creo que sea exponer al país y al gobierno como entes del mal, pienso ya que se habla de “ACTUALIZACIONES’, esto es algo que debiera actualizarse, permitiendo este tipo de operaciones de forma, repito legal y segura a todo aquel que pueda pagar ciertos costos “lógicos” (nada de 240% de ganancia). Esto como mismo dicen no lo cubren los seguros, tampoco se debe cubrir acá, salvo quizás excepciones que por ejemplo el MINSAP y CENESEX pudieran intervenir.

  11. Son decisiones personales que aunque mucho no lo creamos, y no acudiríamos a alguna ni gratis, para ciertas personas son importantes y contribuyen a su estabilidad emocional y mental.
    Todo lo prohibido como consecuencia trae negocios ilícitos, y en este caso desgracias personales del que se opera y del que opera, ambos.
    Hay comentarios aquí muy desafortunados para mi gusto, ni los menciono, pues además no me extrañan.

  12. En Cuba el estado cubre este tipo de cirugía cuando existe un criterio médico que lo sustente y es correcto.
    Eso no excluye que hayan personas en Cuba que quieran hacerse liposucciones, rinoplastias, colocarse implantes, aplicarse botox etc para sentirse mejor y tienen el dinero para pagarlas. Es mejor que no tengan que hacer “inventos” en Cuba o salir al extranjero, esa posibilidad debe existir, es una prohibición que genera ilegalidades y riesgos.

  13. Creo la solución puede ser realizar en los hospitales las cirugías estéticas de manera legal, cobrándolas y pagando al personal médico una buena retribución…

  14. considero este tipo de operaciones se sale del marco de gratuidad de la salud pública; entonces, qué hay de malo en cobrarlas y garantizar se efectuén con las medidas de seguridad necesarias? Saludos.

  15. Me pregunto, ¿y si una de estas pacientes fallece de un paro en medio de la operación que se hace el médico? ¿la tira por una alcantarilla?
    Es cierto que en muchos países de América latina pasa eso, pues hay muchos farsantes, si no preguntenle a Mirtha Medina que casi se muere en Colombia. Por ahí anda el video donde ella lo cuenta con lujo de detalles.

  16. Esta claro: es una gran mentira, intentada de justificar científicamente, que esas operaciones sean indispensables por un problema de salud mental; por tanto, pueden hacerse, pero DEBEN COBRARSE. Así no se perjudicaría el ya insuficiente presupuesto de nuestro sistema de salud y se reduciría el riesgo de daños al seudo paciente.

  17. Michel: ojalá nunca suceda, te lo digo de todo corazón, pero habría que ver como pensarías tú si la hipotética violación del pedófilo se la hicieran a una hija o una hermana menor tuya. Seguramente no pensarías del modo en que lo haces ahora. El hecho de que suceda en el resto del mundo no significa que en Cuba no lo denunciemos y que nuestras autoridades no tomen las medidas para enjuiciar a esos criminales y corruptos. Qué clase de seres humanos seríamos si nos calláramos esas babaridades en aras de “defender” la Revolución? Qué clase de condición ética tendría una sociedad que, como tú sugieres Michel, calle esas barbaridades.

  18. Esto pasa en todos los Hospitales por ejemplo

    Hospital 9 de Abril en Sagua la Grande

    Operacion del interior a una mujer para eliminar quistes y otras cosas.

    Pago por adelantar el turno
    Pago por la mejor anestecia y anestecista
    pago por medicamentos para el dolor
    pago por una enfermera que venga y te cure las heridas en casa para evitar una infeccion

    Esos pagos se hacen con : dinero,comida,ropa,alquiler en la playa a quienes hacen la operacion

    En fin,,,,,se viven momentos de mucha preocupacion en los Hospitales cubanos.

  19. de Nuevo nos vamos por las ramas pero no llegamos al tronco , aqui hay mas de una causa en esta historia primero pagemos al doctor lo que merece y no pondra en riesgo su Carrera y su reputacion , ya se, la revolucion no tiene dinero , ok , hagamos como todos los paises del mundo clinicas privadas para este tipo de cirugias y se acabo,lo otro esta persona se nota que necesita ayuda , pero es solo producto del tratamiento que le da nuestra sociedad , mejoremos en eso tambien y a mi si me gusto el escrito muestra una cara incomoda pero es nuestra cara al fin y al cabo saludos

  20. Giordan: comparto tu punto de vista, pero yo no soy policía hermano, yo atiendo pacientes, hago estudio científicosy ademas tengo llevar negocios particulares para tener una calidad de vida media es suficiente para mi y mi familia, así que repartamos un poco la carga para salir del lastre social porque ya yo estoy sobre cargado.
    Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *