“El periódico ha de estar siempre como los correos antiguos, con el caballo enjaezado, la fusta en la mano y la espuela en el tacón.  Debe desobedecer los apetitos del bien personal y atender imparcialmente al bien público”.
José Martí
 

Cuba y la medicina natural

medicina-cuba-salud-cTomado de TRT

Cuba desarrolla actualmente 44 proyectos de investigación dentro del Programa de Medicina Natural y Tradicional (MNT), según se conoció hoy durante la convención internacional “Calixto García” sobre ciencias de la salud que se celebra esta semana en La Habana.

En gran parte de estos proyectos participa el grupo estatal BioCubaFarma, que reúne 38 empresas productoras y comercializadoras de medicamentos, equipos y servicios de alta tecnología, explicó a medios oficiales el jefe del programa MNT del Ministerio cubano de Salud Pública, Johann Perdomo.

Además, la industria farmacéutica de la isla, uno de los sectores más punteros de Cuba, elabora un total de 124 productos de medicina natural, incluidos en el cuadro básico de medicamentos, precisó el experto.

Entre esos medicamentos figuran jarabes anticatarrales como el Imefasma; formulaciones de aloe, elaboradas a base de sábila, y el Vimang, un producto natural cubano que se extrae del árbol del mango, así como los aceites ozonizados o los preparados antianémicos Neotrofín y Ferrical.

La producción local de esos medicamentos ha contado con la contribución de masa vegetal y derivados apícolas como la miel y propóleos, entre otros, explicó Perdomo.

También indicó que hay 10 modalidades del programa MNT reguladas en Cuba, como la acupuntura; la fitoterapia, que usa plantas medicinales sin adición de otros componentes; la apiterapia, que se basa en productos apícolas con fines curativos; la homeopatía y la terapia floral.

Incluyen además tratamientos como la ozonoterapia, la hidrología médica (uso de las aguas minero-medicinales), los peloides (barros termales que mezclan minerales de agua y materia orgánica); la helio-talasoterapia, que utiliza el sol y el agua de mar con fines terapéuticos; la orientación nutricional naturista y ejercicios tradicionales como el hatha yoga.

La medicina natural y tradicional recibió en 2015 el estatus de “especialidad médica” en Cuba, donde desde hace años se realizan diversas prácticas como la acupuntura o la terapia floral que se han profesionalizado con títulos y entrenamientos específicos.

El desarrollo y la investigación en la medicina natural y tradicional, su enseñanza y generalización forman parte de un programa oficial del Ministerio de Salud, que incluye desde los consultorios comunitarios hasta los hospitales.

Las farmacias de la isla dispensan asimismo una gran variedad de productos naturales alternativos para aliviar todo tipo de males, desde gripes hasta dolores reumáticos.

 
 

9 thoughts on “Cuba y la medicina natural

  1. Es buena señal, aunque algunos no están de acuerdo con su uso(Consorcios farmacèuticos). Ejemplo; personalmente las gotas homeopáticas para la circulación venosa me han ido mucho mejor que el Venatón. Esa es mi experiencia.Si alguien busca en Wikipedia las recomendaciones sobre estas medicinas son malas. Por què serán?

  2. Creo que la medicina natural y tradicional es una buena alternativa a la falta de medicamentos que enfrenta cuba. Pero quisiera llamar la atención sobre algunas prácticas en particular, como por ejemplo, las disoluciones homeopáticas. La venta de agua con fines milagrosos es un negocio viejo y una de las estafas más antiguas de la historia. Los ciudadanos deberían estar prevenidos de que no existe ninguna evidencia científica que respalde los efectos curativos de las gotas homeopáticas en las cuales no existe ni una sola molécula de la sustancia original. Es irresponsable y hasta peligroso hacer pensar a un paciente que el remedio de su afección es el agua. Esto es tan así, que hasta los fabricantes de estos productos lo insinúan en sus prospectos. Es una vergüenza para la medicina cubana que un grupo de metafísicos y otros con ánimo de lucro preconicen estas prácticas a nivel gubernamental.

  3. Esta mas que demostrado que la homeopatia es una supercheria. Creo que las autoridades del MINSAP deberian ponerle cota a este tipo de tratamiiento porque pueden causar el agravamiento de muchos.. Existe un fenomeno llamado “placebo” que hace que algunos se sientan mejor. Otro desatino es la energia piramidal, que intentaron administrarmela a mi hace un tiempo en el policlinico de la calle Sol en la Habana Vieja.
    Por lo demas, las investigaciones serias en medicina tradicional son buenas.
    Lean, investiguen y saquen sus propias conclusiones, como dice Taladrid

  4. La medicina natural, la que nos daba la abuelita es la mejor, la que cura de verdad, la otra la llena de químicos muchas veces nos hace dependientes y eso es lo que quieren las grandes corporaciones para mantener sus ganancias, más que desarrollarlas es también útil la educación y consentizacion de usar la medicina natural.

  5. Dentro de poco tendremos la brujería dentro de las especialidades a enseñar. Me maravilla como los productos “naturales” son mejores. Vale la pena decir que el veneno de serpientes y escorpiones es completamente natural, altamente nocivos para la vida. Muchas veces estos productos naturales son producidos mediante los procesos más industriales. Ejemplo, el saborizante natural de almendras es extraído de las semillas del albaricoque y contiene cianuro mientras el artificial no.

    En cuanto a la homeopatía y esencias florales mejor ni hablar. Basta decir que las esencias florales fue concebida por in medico ingles pensando que la energía del sol es capturada por las flores y se usaba como medicina. Para esto caminaba por el jardín con una mano extendida para detectar cuales eran las flores buenas para ello. Esas flores después eran sumergidas para extraer esta energía y mesclada con brandy. Esta mescla era diluida posteriormente para crear la medicina.

    El chícharo tostado no es café. No importa cuán bueno quede nunca será café.

  6. Por favor, Fernando Ravsberg, tome nota:
    Baracoa y los demás que piensen que la homeopatía es una variante buena de la MNT, difamada por consorcios farmacéuticos occidentales:
    hay varios consorcios grandotes (ej, Boiron, corporación francesa) que hacen millones vendiendo “fármacos” homeopáticos, y que no son más que agua. Si Wikipedia habla mal de la homeopatía, fíjense que citan cientos de estudios científicos que demuestran que no funciona, que lo único que puede hacer es el efecto placebo, un mejoramiento del paciente que ocurre por la propia respuesta del organismo predispuesto psicológicamente de manera favorable, no porque el aguita del frasco homeopático te haya ayudado en nada concreto. En resumen, que la MNT puede ser ok, pero la homeopatía no es MNT, no tiene basamento científico, ningún estudio científico ha sido capaz de probar que funciona, es oscurantismo y mercantilismo a costa de pacientes crédulos y necesitados. Imagínense que la inventó el alemán S. Hanehman, a finales del siglo XVIII, que dijo que Dios se la había comunicado a él personalmente.
    Apelar a la homeopatía lo que hace es desviar esfuerzos y recursos de otras terapias (incluidas algunas buenas de MNT) que en verdad pueden tener efectos reales y probados beneficiosos para los pacientes, hacerle perder a los pacientes tiempo precioso, con graves consecuencias para su salud y hasta la vida.

  7. Se trata de una estafa Fernando y foristas. Son tratamientos que nunca han pasado pruebas doble-ciego imprescindibles para descartar el efecto placebo. Es una vergüenza para la medicina cubana, tan avanzada en otros aspectos. Abrazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *