Cuba inicia su apertura migratoria

El tráfico en el aeropuerto de La Habana era normal a pesar de que se eliminaron las trabas migratorias para salir de Cuba.

El tráfico en el aeropuerto de La Habana era normal a pesar de que se eliminaron las trabas migratorias para salir de Cuba. Foto: Raquel Pérez

La apertura migratoria cubana se inició sin ninguna avalancha de personas en el aeropuerto de La Habana. A pesar de que desde este lunes los ciudadanos ya no necesitan Permiso de Salida ni Carta de Invitación, el flujo de pasajeros es similar al de un día normal.

Todos los cubanos valoran como muy positiva la reforma, porque les permite salir y entrar libremente de la isla. Varios residentes en el exterior saludaron la flexibilización porque de esta forma pueden invitar a sus familiares a los países donde residen.

Las medidas les permiten ahora vivir en otros países sin perder la residencia cubana, basta con hacer una visita cada 2 años. Incluso podrán vivir en los EEUU manteniendo su status de residentes en Cuba, algo que hasta este lunes resultaba totalmente imposible.

Sin embargo, los cubanos se enfrentan ahora a los mismos demonios que muchos otros ciudadanos del Tercer Mundo, la escasez de dinero para costear los viajes y las dificultades para obtener una visa en aquellos países que tienen un mayor desarrollo económico.

Normalidad

El flujo de pasajeros esta mañana en el aeropuerto José Martí de La Habana era normal, tanto en la terminal de vuelos para Miami como en la que recibe a los del resto del mundo. De todas formas varios cubanos esperaban para salir por primera vez.

Cuba vive con tranquilidad su primer día de apertura migratoria.

Viajan a México con contrato de trabajo y el plan de laborar y vivir un tiempo en cada país.

Viajan a México con contrato de trabajo y el plan de laborar y vivir un tiempo en cada país. Foto: Raquel Pérez

“Es un cambio muy favorable para los cubanos, me parece justo que se haya hecho. Yo me voy a México a trabajar por 1 año como profesora en una escuela” nos explicó Yanisley Castro. La acompaña Yosvany Díaz quien también piensa ir a trabajar y regresar a Cuba.

Silenia Hernandez, aprovecha la apertura para ir a ver a su esposo, “viajo hoy para aprovechar la nueva ley pero voy de vacaciones porque mi familia está aquí. Además ahora tengo la posibilidad de ir y regresar, hay más facilidades de trámites y es más barato”.

“Yo encuentro fabuloso esto de poder viajar sin tanto trámite”, nos dice Luis Padrón, residente en Guatemala,  y agrega que “es muy saludable porque yo tengo 2 hijos profesionales y me gustaría que fueran y me visitaran, lo mismo que yo vengo aquí”.

“Eso está muy bien porque ahora mi abuela va a salir y así nos evitamos pagar la Carta de Invitación y el Permiso de Salida. Puedes salir libremente y ya no hay necesidad de irte a vivir a otro país para poder viajar”, expresó la joven Eidy Pérez, residente en México.

Allá y acá

Las dos hijas adolescentes de Geldy González, viajan a los EEUU a vivir con su padre. Su madre nos asegura que la apertura migratoria “abarata los costos y da a los cubanos otras alternativas, reunificación, más tiempo para estar junto a la familia”.

También Laurent Aragón, de 16 años viajará a Miami. Su madre la Doctora Ivón Celestrín nos hace notar que el permiso de residir 24 meses en el extranjero le da la posibilidad a su hija de obtener la residencia y ciudadanía en los EEUU sin perder la cubana.

Así, Laurent podrá regresar a Cuba si no se adapta a vivir con su padre o incluso a estudiar una carrera universitaria en la isla si sus recursos económicos no le permitieran pagar la enseñanza superior en un centro estadounidense.

El problema era que hasta ahora Cuba autorizaba a estar fuera del país 11 meses y 29 días, mientras que EEUU exige a los cubanos 1 año y 1 día sin salir del territorio de la Unión para otorgarles la residencia, de acuerdo a la Ley de Ajuste firmada en los años 60.

Latinoamericanizándose

Ivón y su hija preparan el viaje de la adolecente con su padre a Miami con la tranquilidad de que de no adaptarse podría regresar a Cuba.

Ivón y su hija preparan el viaje de la adolecente con su padre a Miami con la tranquilidad de que de no adaptarse podría regresar a Cuba. Foto: Raquel Pérez

La doctora Celestrín aprueba la flexibilidad migratoria pero nos hace notar “el círculo vicioso que existe ahora, la mayor parte de los que quieren viajar es para mejorar su economía, son los más pobres y los que menos dinero tienen para pagar pasajes”.

Otros sencillamente no tienen donde ir como le ocurre a Mario Varona, expreso político al que EEUU le niega la visa “porque, según ellos, cometí un acto terrorista al quemar un almacén del gobierno”, nos cuenta mientras vende caramelos en la cola de Migración.

Pero más allá de casos puntuales, lo cierto es que los consulados en La Habana se ponen cada día más exigentes a la hora de entregar las visas. La normalización de la migración de alguna forma pone a los cubanos en el mismo plano del resto de los latinoamericanos.

Incluso en Miami, varios congresistas cubanoamericanos se plantean hacer reformas en la Ley de Ajuste Cubano para dedicarla exclusivamente a los “perseguidos políticos”, frenando el flujo de emigrantes económicos que está ocurriendo desde hace 30 años.

Cuba inicia su apertura migratoria

Compártelo en FacebookLinkedInGoogle+TwitterEmail

Sobre Fernando Ravsberg

Nacido en Uruguay, corresponsal de Público en Cuba y profesor del post grado de “Información internacional y países del Sur” de la Universidad Complutense de Madrid. Fue periodista de BBC Mundo, Telemundo de EEUU, Radio Nacional de Suecia y TV Azteca de México. Autor de 3 libros, El Rompecabezas Cubano, Reportajes de Guerra y Retratos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>