“El periódico ha de estar siempre como los correos antiguos, con el caballo enjaezado, la fusta en la mano y la espuela en el tacón.  Debe desobedecer los apetitos del bien personal y atender imparcialmente al bien público”.
José Martí
 

Artistas cubanos destacan en subasta de arte internacional

bid-biddingTomado de Gestión

Christie’s culminó una de sus mayores subastas de arte latinoamericano donde brilló especialmente la pintura cubana: siete artistas de la isla consiguieron precios récords mundiales para su obra en un contexto de mayor apetito internacional por la región.

Tras dos días de venta, Christie’s subastó casi 300 lotes de cinco notables colecciones privadas, y recaudó US$ 22.76 millones, menos de los US$ 30 millones previstos pero de todos modos una de sus mayores cifras para el arte de la región.

“Hubo fuertes resultados para la colección de obras cubanas pertenecientes a un solo propietario, con pujas activas que hicieron que muchos lotes más que duplicaran las estimaciones iniciales”, dijo Virgilio Garza, jefe de arte latinoamericano de Christie’s, en un comunicado.

“Esta subasta representa un retorno para la pintura moderna cubana”, añadió.

Compradores de 36 países se disputaron las obras. “Sandías”, del mexicano Rufino Tamayo, una obra casi abstracta, de colores explosivos, en la cual puede casi sentirse el jugo de las frutas, fue la obra más cara subastada: US$ 2.16 millones tras una lucha telefónica entre dos compradores que terminó con sonoros aplausos de la audiencia.

“El tema de las sandías de Tamayo es quizás uno de los más recurrentes y más importantes de su obra. Es muy personal, casi nostálgico de su niñez y de su pueblo, Oaxaca”, explicó a la AFP Marisol Nieves, experta en arte latinoamericano de Christie’s.

Siete artistas cubanos consiguieron precios récords para su obra (seis modernistas y un contemporáneo), entre ellos Mariano Rodríguez (1912-1990) por “Pelea de gallos”, la única otra obra que fue vendida entre aplausos a US$ 1.08 millones.

La gran mayoría de las obras cubanas subastadas provienen de un misterioso vendedor cubano estadounidense que reside en Florida (sureste) y ha amasado una impresionante colección de arte cubano moderno durante más de 30 años.

Otros cubanos que lograron precios récords para su obra son Esterio Segura (1970), Fidelio Ponce de León (1895-1949), Carlos Enríquez (1900-1957), René Portocarrero (1912-1985), Víctor Manuel (1897-1969) y Domingo Ramos (1894-1956).

Otros dos artistas consiguieron récords en la subasta: el uruguayo Pablo Atchugarry (1954) por su escultura de mármol vendida a US$ 439,500, y el argentino Guillermo Kuitca (1961) por su tríptico “Deng Haag-Praha” pintado sobre colchones para la Bienal de Sao Paulo de 1989, que se vendió a US$ 511,500.

 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *